Yezmin Thomas
Yezmin Thomas

Cuando mi hija Zara entró al kínder, ya había desarrollado un gusto por los libros. Leía cualquier cosa que le puede interesar a una niña de 5 años de edad, como historias de princesas, perros y ranas.

Teníamos un libro que a mí me gustaba en particular: era la historia del granjero Old McDonald y sus animales. Las páginas eran gruesas y coloridas. Algunas imágenes, como las orejas del perro o la campana de

la vaca, estaban resaltadas con un efecto brillante e hipnotizante. Ella leía en voz alta, yo escuchaba.

Con frecuencia me preguntaba, ¿por qué tenemos que leer 20 minutos en casa todos los días? Eran órdenes de la maestra.

No me mal interpreten, no me estaba quejando. Tenía realmente curiosidad sobre el efecto que 20 minutos de lectura diaria podía tener en la habilidad de lectura de mi hija.

Para ser honesta, no pensaba que 20 minutos fueran suficientes para hacer una diferencia. ¡Pero las maestras de la escuela juraban que sí! Leíamos constantemente y manteníamos un récord diario, pero nunca entendí el ¿por qué?

En vez de leer libros sobre princesas y el granjero Old McDonald, ahora mi hija de 12 años devora novelas que me explica son ficción distópica, un término que yo desconocía.

Hace un par de semanas en el trabajo, ocurrió algo que me trajo recuerdos. Una compañera me compartió una versión de esta infografía titulada: “20 minutos de lectura al día”. La observé y me quedé sin palabras. Cuando mi hija estaba en kínder no me di cuenta del efecto que 20 minutos de lectura diaria puede tener a largo plazo. Sin embargo, a pesar de que no haber entendido el ¿por qué?, me da gusto que lo hicimos.

Muchas veces a los padres de familia nos dicen que hagamos ciertas cosas sin darnos más explicación. Creo que cuando entendemos el ¿por qué? las debemos hacer, nos sentimos más capacitados.

Contenta con mi nuevo aprendizaje, compartí esta infografía con mis hijos. Puse una copia en el refrigerador y les dije: “Esta es la razón por la que deben de leer 20 minutos en casa todos los días”.

--Yezmin Thomas

Click here to read this post in English